Cómo escoger la base de maquillaje


Maquillarse es mucho más fácil de lo que muchas mujeres piensan, tan sólo es una cuestión de práctica y de experiencia, aunque por supuesto también hay que saber escoger los productos más adecuados y de las primeras marcas. Pero si además de todo esto, podemos poner manos a la obra con algunos sencillos y eficaces trucos, el resultado será inmejorable. Por eso en esta ocasión te invito a descubrir una de las claves más importantes para un look impecable: la base de maquillaje.

Lo primero que debemos tener en cuenta antes de escoger el fondo de maquillaje correcto es nuestro color y tipo de piel. El maquillaje fluido aporta una intensa hidratación a nuestro cutis, y además tiene un efecto satinado y luminoso importante. La mayoría suelen ser aptos para todo tipo de pieles, aunque antes de adquirir cualquier producto será mejor que tengas en cuenta si es específico para pieles grasas o mixtas, o por el contrario para pieles secas y sensibles.


Para las pieles más maduras, existen productos concretos que consiguen cubrir las imperfecciones y las líneas de expresión de nuestro rostro. Y un buen ejemplo es el novedoso y revolucionario maquillaje de Shiseido, Perfect Refining Foundation, que está especialmente diseñado para ofrecer un cuidado total y duradero a nuestra piel, a la vez que aportar una intensa hidratación. Una cobertura perfecta y uniforme que merece la pena probar, así que acércate a tu tienda de belleza habitual y de confianza y solicita una muestra gratuita.


Otro tipo de base de maquillaje muy práctica es de la firma Clinique, y está especialmente diseñada para las pieles más grasas. Superbalanced Powder Makeup es un maquillaje en polvo inteligente que se adapta perfectamente a tu tipo de piel, aportando hidratación y cubriendo las zonas más grasas. El maquillaje en textura mousse es la última de las apuestas que existen en el mercado de la cosmética actual, sin embargo no es una de mis favoritas ya que tiene a aumentar los brillos de nuestra piel, por lo que no es muy aconsejable sobre todo para el cutis más graso y con tendencia acnéica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *