Manual de uso del anti-ojeras


El antiojeras es uno de esos cosméticos que nunca falta en el neceser de belleza de ninguna mujer. Un básico imprescindible que si sabemos aplicarlo correctamente podemos conseguir auténticas maravillas.

Un cosmético que nos ayuda a camuflar esas antiestéticas bolsas y ojeras, además de cubrir imperfecciones y proporcionar un bonito toque de luz a nuestro rostro. Un problema que afecta a muchas mujeres y que tiene fácil solución. ¡Toma nota de nuestros trucos!

Lo ideal es escoger un corrector en un tono lo más parecido posible a nuestro color de piel, y con la textura que más nos guste, es decir, en crema, en gel, líquido o en stick. Para una buena utilización del corrector tendrás que aplicar el producto con pequeños toques en la parte inferior del ojo, y extender con ayuda de la yema de los dedos.

Difumina bien el producto por toda la zona del contorno de ojos para conseguir un resultado lo más natural y discreto posible. Y para conseguir que tu maquillaje permanezca intacto durante horas, no te olvides de aplicar polvos compactos que te ayuden a conseguir un rostro todavía más natural.

En el mercado actual de la cosmética encontrarás una amplia variedad de correctores de todo tipo de firmas. Aunque si no quieres gastarte mucho dinero pero tampoco renunciar a la calidad, apuesta por una de nuestras firmas preferidas: Yves Rocher.

En los comercios de esta marca encontrarás una gran variedad de cosméticos para elegir. El que tengo en mi neceser es el antiojeras fluido de Couvrance naturelle, elaborado con una fórmula respetuosa con todo tipo de pieles.

Un cosmético que se aplica fácilmente con el dedo y que atenúa las ojeras y disimula las imperfecciones. Además, su textura fluida no reseca la piel. Todo esto por un precio de tan solo 5 euros. ¿Te animas a probarlo?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *